Entrevistamos a 3 integrantes del proyecto RED_ERA: Oana, Sandra y Silvia

Oana, Silvia y Sandra, integrantes del proyecto RED_ERA

Con motivo del lanzamiento de nuestro programa Avanza 3.0 Mujer Rural, desde la Fundación Nantik Lum decidimos volver a contactar con un grupo de mujeres, usuarias de la PEM, que pudieran servir de inspiración para las nuevas emprendedoras que llegaban al programa. Hoy, 15 de octubre, es el día internacional de las mujeres rurales, y os traemos esta entrevista a Oana, Sandra y Silvia, tres de las integrantes del proyecto RED_ERA.

RED_ERA es un proyecto del Grupo de Acción Local de Pesca Occidente de Cantabria. Nace en San Vicente de la Barquera con el objetivo principal dotar a las mujeres rederas de herramientas para promover su diversificación profesional y emprender una actividad complementaria a su actividad principal. Además, permite dar una segunda vida a las redes de pesca. Con estas redes que ya son inservibles realizan otros objetos como bolsos, carteras, alfombras, mochilas…

Oana, Silvia y Sandra, integrantes del proyecto RED_ERA

 

¿Cuáles fueron los principales factores que te llevaron a unirte al proyecto RED_ERA? ¿Y a emprender? 

Oana y Sandra: Aprender el oficio de redera y poder ser rederas de San Vicente de la Barquera fue nuestra primera motivación, es un oficio centenario y artesanal que a día de hoy se sigue transmitiendo de generación a generación. Por lo que para nosotras que no formamos parte de ningún barco de cerco hubiese sido muy difícil, por no decir imposible, aprender este oficio sino es por el proyecto RED_ERA que nos permitió en este sentido integrarnos dentro de la comunidad pesquera. 

Silvia: Yo soy redera, la familia de mi marido tiene un barco de cerco, yo aprendí el oficio con mi suegra y las rederas de San Vicente de la Barquera, pero veía que el oficio no tenía relevo generacional. Así que mi primera motivación fue el ver una oportunidad para que no se pierda el oficio.  

Oana, Sandra y Silvia: Además el proyecto RED_ERA nos dio la oportunidad de poder desarrollar una actividad complementaria y en base al oficio de redera, como es la reutilización de las redes de pesca de cerco que nos barcos por diferentes motivos ya no usan para la actividad pesquera, nosotras damos una segunda vida a esas redes de pesca y las transformamos en productos de ecodiseño, o las visitas que hacemos por el muelle donde ponemos en valor el patrimonio pesquero y la cultura marinera. 

La posibilidad de compatibilizar el oficio de redera, y poder diversificar la actividad es un aspecto muy importante para nosotras, y este es el hecho que nos ha llevado a embarcarnos en esta nueva etapa para nosotras. 

 

¿Dirías que has emprendido sola? Si no es así, ¿quién te ha acompañado en el camino? 

Nosotras hemos empezado en esta aventura las tres juntas, y esto ayuda bastante porque no te sientes tan sola, tenemos el apoyo emocional las unas de las otras. Por esa parte, los miedos que tenemos todas las personas cuando emprenden, miedos personales, incertidumbre, entre tres se lleva mejor. 

Por otro lado, nosotras hemos tenido la suerte de contar con el acompañamiento constante e involucración de una técnica del Grupo de Acción Local de Pesca Occidente de Cantabria que nos ha facilitado bastante todo el proceso. 

 

¿Cuáles han sido los mayores obstáculos que has tenido que superar para emprender? 

En nuestro caso, creemos los mayores obstáculos han sido personales, pensar si realmente podíamos, creer en nosotras mismas. Al principio sólo pensar en emprender, ya la palabra nos daba vértigo. Pero poco a poco fuimos superando esas barreras, que posiblemente estaban en nuestra cabeza, fuimos creyendo en nosotras mismas, y ahora mismo estamos en otro punto, más fuertes y más unidas. 

Por otro lado, como hemos mencionado anteriormente hemos tenido mucho apoyo técnico, se ha puesto a nuestra disposición toda la formación necesaria para que pudiésemos iniciar esta actividad, formación de todo tipo, adaptada a nuestras necesidades.  

 

¿Cómo es emprender siendo mujer en el medio rural? 

El problema del medio rural es que hay menos oportunidades, es verdad como venimos diciendo que nosotras hemos tenido mucho apoyo, pero miramos a nuestro alrededor y no es lo normal 

A nivel formativo, de asesoramiento, te tienes que desplazar a Santander, nosotras que vivimos en Cantabria, y a veces no es fácil porque cada uno tiene su realidad, nosotras tenemos hijas/os, y las que somos madres sabemos que conciliar muchas veces no es fácil. 

En este sentido juega un papel muy importante las herramientas digitales, nosotras hemos utilizado la plataforma PEM, varios de sus módulos online nos han sido de gran utilidad en nuestro proceso de emprendimiento, para nosotras es muy cómodo porque podemos hacer uso de esta formación cuando queramos, en el horario que queramos, el tiempo cada día que podamos, y de hecho seguiremos haciendo uso de ella siempre que lo necesitemos.  

 

¿Qué es lo que más te gusta de ser emprendedora? 

Nosotras nos sentimos muy orgullosas de los que hacemos, es una gran satisfacción el saber que un residuo lo estamos transformado en una materia prima para hacer bolsos, neceseres, alfombras, saber que las redes de pesca que los barcos ya no usan las  estamos dando una nueva vida, estamos contribuyendo de alguna manera a concienciar sobre nuevos patrones de producción y consumo más responsable. También estamos ayudando a dar visibilidad al oficio de redera, un oficio que tenemos muy claro que si no fuese por él no estaríamos ahora mismo hablando de RED_ERA. 

Por otro lado, este trabajo nos permite conciliar, las tres somos madres y podemos adaptar nuestros horarios a nuestros hijos o hijas. 

 

Si quieres saber más del proyecto, te dejamos este vídeo, y puedes seguir el proyecto en su instagram @red_era_svb

 

Si como Silvia, Oana y Sandra, tú también tienes un proyecto en mente y necesitas asesoramiento, puedes contactarnos a través del correo 📩 pem@nantiklum.org 

Últimos Artículos

Comparte este artículo