Casos en lo que los autónomos no tienen que emitir facturas

Todos los empresarios y profesionales tienen la obligación de emitir una factura cuando presten un servicio o entreguen un bien. Esto también se extiende a los pagos anticipados, salvo en las entregas intracomunitarias de bienes exentos. Además de este caso, hay otra serie de situaciones en las que no es preciso expedir factura:

 

 

- En los regímenes especiales del IVA.

- En las operaciones exentas de IVA, excepto servicios de hospitalización o asistencia sanitaria, transporte de enfermos, profesionales de la medicina o similares, las entregas de bienes empleados en operaciones exentas y las operaciones referentes a exenciones inmobiliarias.

Ganadería, Agricultura y Pesca, excepto si los contribuyentes deben realizar el reintegro de las compensaciones al contratar servicios o bienes a personas acogidas al régimen especial de la agricultura, ganadería y pesca.

Recargo de Equivalencia.

Simplificado, salvo si la determinación de las cuotas devengadas se lleva a cabo según el volumen de ingresos y excepto por la transmisión de activos fijos.

Documentos que se deben guardar de manera obligatoria

En el caso de que sí haya que emitir o recibir una factura, se genera una nueva obligación. La de conservar, durante un periodo de cuatro años, el contenido originalde los siguientes documentos:

Facturas recibidas.

- Los justificantes contables en las operaciones en las que sea de aplicación la inversión del sujeto pasivo cuando el proveedor no se encuentre establecido en la comunidad.

- Copias de las facturas emitidas.

- Los documentos que acrediten el pago del impuesto a la Importación.

- Los recibos que justifiquen el reintegro de la compensación del Régimen especial de Agricultura, Ganadería y Pesca, tanto el original por el que lo emite, como la copia por pate del responsable de la explotación.

- Esta obligación la podrá realizar tanto el interesado como un tercero al que se lo encargue, procurando en todo momento que los documentos respeten su contenido original, plazos y las condiciones señaladas.

 

En cualquier caso, las facturas, ya sean hechas en formato electrónico o en papel, deben conservarse de manera que se garantice la autenticidad de su origen, la legibilidad y la integridad del contenido.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra politica de cookies.

  
ACEPTAR